martes, 25 de enero de 2011

Tal vez...

Me gustaría preguntarle, pero lo dejo correr pensando- ¡déjalo! tal vez no sea más que otra ilusión… Puede que el sentido de la vida de alguien no sea más que esperar sin pedir explicaciones.


Es hermoso tener un sueño, aunque no tenga mucho sentido.


Llegó después de muchas lunas. Todos nosotros necesitamos de milagros aunque se produzcan tan solo en instantes y nos toquen de refilón para luego diluirse.


Quería saber más cosas pero el sueño se encoje de hombros. Tal vez debí de haber entendido entonces… Hay concesiones que deben de ser compartidas, pero desaprovechamos la ocasión.


Nunca le pedí nada, tan sólo ternura. Quizás no pueda haber una comunicación eterna entre los sueños y yo.
Serenamente nos poseímos sin hacer ruido, luego… sigilo, y seguir tejiendo sueños de espera con algo que no se conoce.


Sigo esperando las palabras precisas para transformar esta historia y resucitar todo lo que se ha muerto dentro.




"Los sueños como el mar, no tienen puerta"




Sólo son cosas mías

11 comentarios:

mel dijo...

Cosas hermosas que describen pensamientos, dudas, emociones...
Muy bonito tu escrito

SILVI dijo...

los sueños, sueños son, a algunos se les presenta como preludio de lo que acontecerá y a otros se nos muestra como algo difícil de alcanzar....deseos, esperanzas, añoranzas.... ay los sueños...

Albino dijo...

Creo que los sueños más bonitos son aquellos de primera hora de la noche, recien entrado en la cama, y cuando todavía no te has dormido. En ese momento puedes crear tu propio sueño, variarlo en multitud de versiones hasta llegar a la utopía.
Sueños de deseo, de ilusión, de ansiedad, pero tambien de desesperación.
En fin, como dijo Calderón de la Barca "Que toda la vida es sueño, y los sueños, sueños son"
+Cariñosamente

Artesaniamarian dijo...

Tus palabras se asientan y perduran. Me ha gustado mucho. Bicos

Aldabra dijo...

A veces no es bueno resucitar algo que ya se murió por su propio peso, y digo a veces, que nunca hay una regla válida para todo tipo de situaciones.

Tampoco es bueno esperar, contener las ganas de preguntar, pasarse la vida sin pedir explicaciones... Todo el mundo debe luchar por lo que cree que es justo para él, aunque haya que hacer preguntas incómodas, o preguntas que quisiéramos evitar a toda costa.

El riesgo es el motor para conseguir nuestros fines. Sin riesgo, sin pérdidas, no hay ganancias.

Aceptar las cosas como son es un paso para poder comenzar nuevas historias, no lo olvides, aunque no aparezcan esas palabras precisas, porque a veces quien las tiene que decir, no las dice, porque no sabe o simplemente porque no quiere.

biquiños,

p.d: mucha magia, mucha calma, a pesar de cierta tristeza que lo impregna todo.

mia dijo...

No tienen que tener puerta, ni sentido, solo ser Sueños, solo ayudarnos a seguir, nada más...

A do outro lado da xanela dijo...

Tal vez, quizás, si acaso...

me pregunto cuando se nos acabarán los sinónimos...

Beso!

Oréadas dijo...

Sigue soñando, solo el que sueña puede ver una ilusión hecha realidad.
Un beso

Mobtomas dijo...

Bellísimo. Vivo dormido, soñando, y siempre termino despertando, pero afortunadamente volveré a dormir. Y hay sueños (si no es que todos) que son más reales que cualquier vigilia, aunque efímeros.

Anónimo dijo...

Hay preguntas que no tienen respuesta, o si la tienen, pueden no gustarnos. Cuando se trata de sueños lo mejor es agarrarlos y dejar que no se vayan de nuestras mentes. Por eso son hermosos aunque como dice la autora, no tengan sentido.
Las lunas son complices de dichos sueños y nunca, jamás, podrán diluirse Querer saber más de los sueños es hermoso si se desea seguir soñando. Nunca se debe pedir en el sentido de los sentimientos, se entiende que cuando existen ya se han entregado.
Las palabras precisas son a veces aquellas que no se pronuncian, si se posee la seguridad de que pueden estar en el pensamiento o interior de la otra persona.
Si estoy de acuerdo en que los sueños son como ese mar, tan querido por mí, que no tienen puerta, y buscando tal vez alguna,me voy por ella, despacio, con la preciosa música de ese "tal vez", me voy, con mi septiembre, mi árbol, mi río, mis momentos...y tre rosas rojas.
Jotajota.

dale calor dijo...

Pues yo pienso que lo mejor de los sueños es despertar y descubrir que sigues viviendo